Cerrar
Por Autor: Taylor Andrews.
Email WhatsApp Compartido por 2 personas
10.08.2018

Atrévete a jugar con comida durante tu encuentro sexual

¡Aprende cuáles son los alimentos que puedes y no puedes utilizar durante el sexo!

Atrévete a jugar con comida durante tu encuentro sexual

Sploshing: suena un poco raro, pero puede ser muy sexy. Es el acto de jugar con comida para excitar tu voracidad carnal (y la de tu pareja). Pero antes de llevar tus compras del supermercado a la cama, debes saber que solo ciertos alimentos inducen placer. Otros simplemente causan situaciones incómodas… o incluso peligrosas. “También está la regla de oro para jugar con comida: se aplica en todo el cuerpo pero nunca dentro de tu zona V, donde puede ocasionar una infección”, afirma la ginecóloga Alyssa Dweck, coautora de The Complete A to Z for Your V. Sigue esta guía completa del menú y pide tu plato favorito.

¡Las comidas que sí!

Salsa de chocolate: Un poco de ella hace que la piel al desnudo tenga un rico sabor, y contiene feniletilamina, compuesto ligado a la dopamina, un químico que tu cerebro libera cuando estás enamorada. “Haz que tu pareja unte en tus boobs y pídele que se lo coma a besos y lengüetazos”, sugiere la sexóloga Susan Block, PhD.

Piña: “Comer una torta de esta fruta tropical horas antes del sexo endulza el sabor de tus f luidos sexuales (y los de tu pareja)”, afirma Block. Compartir una rebanada durante sus besos al despertar elimina el horrible aliento mañanero.

Palta: “Está repleta de vitaminas E y B, que incrementan tu energía”, explica la terapeuta sexual y de relaciones Megan Fleming, PhD. Pon una rebanada en tus labios, cuello, clavículas, boobs y muslos internos, y pídele que las coma de arriba hacia abajo.

Aceite de coco: Su consistencia es similar a la del fluido vaginal, así que puede funcionar como un excitante lubricante natural. “Aplica un poco en su amigo y muévelo con tu mano. Si un poco de este aceite se escurre dentro de ti, no hay problema: puede ser el único alimento que no ocasiona un desastre en tu zona V”, dice la Dra. Dweck. (Solo no lo utilices con condones de látex, porque pueden romperse).

¡Las comidas que no!

Canela: Esta especia es desecante, lo que significa que reseca el tejido rápidamente. Si llega a entrar en contacto con tu vulva o vagina, puede causar irritación o inflamación. Mantenla también alejada de tu uretra. “No se recomienda poner canela en cualquier otro orificio que no sea la boca”, aconseja la Dra. Dweck.

Salsa picante: Hazlo como Bey y siempre lleva una botella contigo en tu bolsa, pero asegúrate que se quede ahí. El ají puede causar ardor en la piel e irritaciones internas muy desagradables para ambos. Está completamente vetada en la pieza.

Pomelo: El blow job de pomelo, inmortalizado por el personaje de Tiffany Haddish en Girls Trip, requiere que hagas un hoyo en la fruta cítrica y lo pongas en tu boca para luego moverte de arriba hacia abajo con su pene en tu boca. La técnica se hizo viral en Internet, pero no es tan hot. Los jugos pueden causar una sensación de ardor en la uretra de tu Mr. Big.

Vegetales: Aunque los pepinos y las zanahorias parecerían alternativas más económicas de juguetes sexuales, nunca los frotes alrededor de tu vagina ni los introduzcas, ya que contienen bacterias que pueden causar infecciones. “Hay suficientes variedades de vibradores, por lo que no hay necesidad de arriesgarte a usar un vegetal”, añade la Dra. Dweck.

¿Te atreves?

 

Comenta este post

cerrar